NutriciónSalud

Para la diabetes, ¿cuáles son los beneficios de la miel?

Con moderación, la miel puede ser beneficiosa para los diabéticos, pero es mejor consultar a un médico antes de usarla como edulcorante, y se necesitan más estudios para confirmar sus beneficios. Además, se pueden mencionar los siguientes:

Para la diabetes, ¿cuáles son los beneficios de la miel?

Reduce los niveles de grasa y colesterol en diabéticos

Un estudio clínico de 2016 publicado en el Journal of Nutrition and Dietetic Sciences encontró que consumir 10 gramos de miel durante 10 semanas redujo los niveles de glucosa, colesterol total, triglicéridos y colesterol LDL.

Las enzimas hepáticas elevadas pueden reducirse tomándolo

El consumo de miel de tomillo junto con ejercicio de alta intensidad puede ayudar a las personas con diabetes a reducir la actividad de las enzimas hepáticas. Según un estudio publicado en el Journal of Diabetes Nursing en 2020, este es el caso.

Propiedades antimicrobianas y antiinflamatorias

Debido a sus propiedades antimicrobianas y antiinflamatorias, la miel es útil en el tratamiento de la diabetes y otras enfermedades como el asma, los trastornos digestivos, el cáncer, las enfermedades cardíacas y los problemas de los vasos sanguíneos. Según una revisión científica de 2017 publicada en Pharmacognosy Research.

Los medicamentos para la diabetes pueden mejorar con la miel

Tomar miel junto con medicamentos antidiabéticos puede tener claros efectos positivos, según un estudio clínico realizado en Sudán y publicado en la revista Sudan Medical Monitor en 2015.

En el futuro, la miel puede tener un efecto terapéutico

La miel puede tener otros beneficios en el futuro para tratar la diabetes y reducir sus complicaciones. Según una revisión de 2018 publicada en el Journal of Oxidative Medicine and Cellular Longevity.

Efectos de azúcar en la sangre de la miel

A diferencia del azúcar, la miel es más dulce que el azúcar, y se recomienda consumir menos si se usa en lugar del azúcar, y usarla con moderación y consultar a un médico si es posible.

Se aconseja a los pacientes de diabetes que la eviten por completo si su nivel de azúcar en la sangre no está controlado, pero si su nivel de azúcar en la sangre está bien controlado, pueden consumir miel pura y orgánica o miel natural fresca. Debido al hecho de que estos tipos se consideran más seguros para ellos. No se le añade azúcar, por lo que no tiene azúcar.

Los siguientes puntos están relacionados con este tema:

La miel contiene fructosa, que puede aumentar la absorción de glucosa y la síntesis de glucógeno en el hígado. A la luz de esto, una revisión publicada en el Lampung University Medical Journal en 2015 sugiere que los pacientes diabéticos necesitan controlar sus niveles de azúcar en la sangre

Los resultados de los estudios sobre este beneficio varían. Se deben realizar varios estudios sobre el consumo de miel por parte de pacientes diabéticos, incluidas muestras más grandes. Según una revisión de 2018 publicada en Oxidative Medicine and Cellular Longevity.

Efecto de la miel sobre la insulina

Las personas con diabetes deben consultar a un médico o nutricionista antes de consumir miel para garantizar su seguridad y determinar la cantidad permisible, ya que la miel afecta a la insulina de las siguientes maneras:

El consumo de miel durante los períodos de ayuno puede reducir los niveles de glucosa y aumentar los niveles de péptido C (un indicador importante de la producción de insulina). Basado en una revisión de 2017 publicada en el Saudi Journal of Biological Sciences.

El consumo de miel aumenta los niveles de azúcar agregado o hemoglobina glicosilada, una medida del azúcar en la sangre, en pacientes con diabetes tipo 2.

valor nutritivo de la miel

Las personas con diabetes pueden querer saber la proporción de azúcar y otros nutrientes en la miel para decidir si consumirla o no. A continuación se muestra una explicación de todos los nutrientes en 1 cucharada o 21 gramos de miel:

Nutritivo Valor nutricional
Agua 3,59 ml.
calorías 63,8 calorías
carbohidratos 17,3 gramos
azúcares 17,2 gramos
Azúcares 0,187 gramos
Glucosa 7,51 gramos
fructosa 8,6 gramos
Maltosa 0,302 gramos
galactosa 0,651 gramos
Fibra dietética 0,042 gramos
Proteína 0,063 gramos
Grasas 0 gramos
Calcio 1,26 miligramos
planchar 0,088 miligramos
magnesio 0,42 miligramos
fósforo 0,84 miligramos
potasio 10,9 miligramos
sodio 0,84 miligramos
Zinc 0,046 miligramos
Selenio 0,168 microgramos
Flúor 1,47 microgramos
Vitamina C 0,105 miligramos
vitamina B1 0 miligramos
vitamina B2 0,008 miligramos
vitamina B3 0,025 miligramos
vitamina B5 0,014 miligramos
vitamina B6 0,005 miligramos
folato 0,42 microgramos
Muchacha 0,462 mg.

Efectos secundarios de la miel

Generalmente se considera seguro para la mayoría de los adultos, incluidas las madres embarazadas y lactantes, si el néctar produce flores llamadas rododendros. Hay una sustancia tóxica en este tipo de miel que puede causar problemas cardíacos, dolor de pecho y presión arterial baja.

El uso de la miel está contraindicado.

La miel debe utilizarse con las siguientes precauciones:

diabéticos

El consumo de grandes cantidades de miel puede aumentar los niveles de azúcar en sangre en pacientes con diabetes tipo 2, y una cucharada grande de miel contiene 17,3 gramos de hidratos de carbono. Por ello, es necesario consultar con un médico especialista antes de utilizar este producto.

Individuos alérgicos al polen

No se debe comer miel si se es alérgico al polen. Debido al hecho de que originalmente está hecho de estas píldoras, puede causar reacciones alérgicas.

Miel para diabéticos: formas seguras de disfrutarla

Como parte de una dieta saludable rica en verduras, frutas, cereales integrales, frutos secos, semillas y legumbres, los diabéticos pueden disfrutar y disfrutan de la miel en una serie de deliciosas recetas. Al comer miel, calcule la cantidad total de carbohidratos en la comida, sobre la cantidad permitida para los diabéticos. Consulte a un médico o nutricionista para averiguarlo.

Una visión general

La miel puede tener muchos beneficios, incluida la reducción del colesterol, el aumento de la secreción de insulina y, posiblemente, la reducción de las complicaciones relacionadas con esta enfermedad en los diabéticos. Sin embargo, debe evitarse si es alérgico al polen de las flores. Diferentes personas tienen diferentes necesidades, condiciones de salud y niveles de control sobre sus niveles de azúcar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

For security, use of Google's reCAPTCHA service is required which is subject to the Google Privacy Policy and Terms of Use.

I agree to these terms.