Médica

Modo de empleo y efectos secundarios de la heparina

La heparina o heparina sódica es un anticoagulante (diluyente de la sangre) que se utiliza para evitar la formación o la unión y expansión de coágulos de sangre, y en casos como la trombosis venosa, la embolia pulmonar y la embolia arterial periférica. Sin embargo, el uso inadecuado de heparina aumenta el riesgo de hemorragia, que puede ser grave e incluso mortal.

enlace de video

Puntos a considerar antes de tomar heparina
Debe hablar con su médico acerca de la heparina si tiene ciertas condiciones. Estas condiciones incluyen:

  • Infección del corazón (endocarditis bacteriana);
  • Presión arterial que está fuera de control;
  • trastornos de la coagulación de la sangre;
  • Trastorno estomacal o intestinal;
  • Enfermedad del higado;
  • Periodo menstrual;

 

Contraindicaciones de la heparina:

No debe tomar este medicamento si es alérgico a la heparina.
No se debe usar heparina inyectable para enjuagar el catéter intravenoso. Puede ocurrir sangrado si el catéter se enjuaga con la forma incorrecta de heparina. Hay disponible un producto de lavado de bloqueo de catéter por separado.
Si tiene sangrado no controlado, deficiencia grave de plaquetas, trombocitopenia inducida por heparina o plaquetas deficientes en heparina, no debe usar heparina.

Modo de empleo y efectos secundarios de la heparina

 

¿Qué es la trombocitopenia inducida?

La heparina puede reducir el recuento de plaquetas, lo que se conoce como trombocitopenia inducida por heparina. Se puede formar un coágulo de sangre dentro de un vaso sanguíneo y causar un derrame cerebral o un ataque al corazón. Incluso se pueden formar coágulos después de suspender la heparina durante algunas semanas. Pida a su médico que controle su recuento de plaquetas.

Cómo tomar heparina

Varios factores afectan la dosis recetada, el tipo de medicamento y cómo usarlo, entre ellos:

Edad del paciente;
tipo de enfermedad;
gravedad de la enfermedad;
Otras drogas;

Vídeo de heparina vs warfarina

Cómo reaccionar a la primera dosis de la droga.

cuando se administra por vía subcutánea o intravenosa. La primera dosis del fármaco subcutáneo la inyecta un médico para enseñarle cómo inyectarlo correctamente, pero la heparina intravenosa debe ser inyectada por un médico o una enfermera en un hospital.

Siga exactamente las instrucciones del prospecto. Su médico puede modificar la dosis de vez en cuando. Consulte a su médico o farmacéutico si tiene alguna duda.

No tome medicamentos inyectables a menos que los necesite. No use el medicamento si cambia de color o si se encuentran partículas en él. Prepare un nuevo medicamento en su lugar.

No inyecte medicamentos en niños con jeringas. Hay demasiada heparina en estas jeringas para niños.

Solo debe tomar los medicamentos recetados por su médico y seguir cuidadosamente la dosis prescrita para evitar errores de medicación.

Cuando necesite cirugía o servicios dentales, informe a su médico si necesita heparina.
Mantenga el medicamento a temperatura ambiente lejos de la humedad y el calor.
Cada jeringa y aguja solo debe usarse una vez.
El medicamento no debe administrarse a niños o animales.
En lugar de heparina inyectable, puede usar un anticoagulante oral. No debe interrumpir la inyección sin consultar a su médico. Por un corto tiempo, pueden ser necesarias tanto las formas inyectables como las orales.

Dosis de heparina:

Una descripción general de la dosis del medicamento para la trombosis venosa profunda y la embolia pulmonar

1. Dosis de heparina para adultos (18 a 59 años)

Una dosis inicial típica es de 333 unidades por kilogramo de peso corporal.
Por vía subcutánea cada 12 horas, 250 unidades por kilogramo de peso corporal. Cambie el sitio de inyección cada vez para evitar que se formen coágulos de sangre.

 

2. Dosis de heparina para niños (0-17 años)

Según la enfermedad y el historial médico del niño, el médico determinará la dosis.

 

3. Dosis de heparina para ancianos (mayores de 60 años)

Este grupo de personas es más propenso a sufrir hemorragias, por lo que su médico puede comenzar con una dosis baja de medicamento.

Cómo prevenir la trombosis venosa profunda después de la cirugía

 

1. Dosis de heparina para adultos (18 a 59 años)

Su médico o enfermera puede inyectarle 5000 unidades de heparina dos horas antes de la cirugía.
Dosis: 5000 unidades de inyección subcutánea cada 8 a 12 horas. Esta dosis debe inyectarse usted mismo durante un máximo de 7 días o hasta que comience a caminar.

 

2. Dosis de heparina para niños (0 a 17 años)

Según la enfermedad y el historial médico del niño, el médico determinará la dosis.

 

3. Dosis de heparina para ancianos (mayores de 60 años)

El sangrado es más probable en estas personas, y su médico puede comenzar a tratarlas con dosis bajas de medicamentos.

Olvídese de la heparina
Si no usa el medicamento correctamente u olvida tomarlo, no funcionará correctamente. La heparina debe tomarse en determinados momentos para que funcione correctamente. Tome la cantidad olvidada tan pronto como lo recuerde. No duplique la dosis de heparina si está cerca de la próxima dosis. Puede tener efectos secundarios peligrosos, como sangrado abundante.

Los síntomas del abuso de sustancias incluyen:
Moretones fáciles;
el flujo de sangre;
La presencia de sangre en la orina o heces;
Heces negras o alquitranadas;
Cualquier sangrado sin interrupción

La heparina no causa somnolencia, pero puede causar otros efectos secundarios. Llame a la sala de emergencias de inmediato si tiene síntomas de alergia a la heparina. Estos síntomas incluyen:

  • náuseas;
  • Vómito;
  • Transpiración;
  • Picor;
  • Problema respiratorio;
  • Debilidad;
  • Hinchazón de la cara, labios, lengua o garganta.

 

Modo de empleo y efectos secundarios de la heparina

Los efectos secundarios más comunes de la heparina son:

Reacción alérgica;
Sangrado o moretones anormales;
Sangrado incontrolable o prolongado;
Aumento de las enzimas hepáticas en las pruebas de función hepática.
Efectos secundarios graves de la heparina
Piel caliente o pálida;
Dolor de pecho, latidos irregulares del corazón;
Dificultad para respirar, mareos, ansiedad, sudoración;
Cualquier sangrado o hematoma anormal;
Dolor intenso o hinchazón en el estómago, la espalda o la ingle;
Períodos más intensos de lo habitual;
Piel oscura o azulada de manos y pies;
Náuseas, vómitos, pérdida del apetito;
Fiebre, escalofríos, urticaria, picazón, sensación de ardor;
Encías sangrantes persistentes;
fatiga inusual;
Sangrado ininterrumpido;
Experimentar sangrado, sangre en la orina o las heces, heces negras o alquitranadas, o vómitos con sangre o granos de café.

 

Póngase en contacto con su médico si experimenta alguno de estos síntomas:

  • Decoloración en el lugar de la inyección;
  • Fiebre, escalofríos, secreción nasal u ojos llorosos;
  • Moretones, sangrado anormal, manchas moradas o rojas debajo de la piel;
  • Los síntomas de los coágulos de sangre incluyen entumecimiento o debilidad repentina, dificultad para ver o hablar, hinchazón o enrojecimiento en un brazo o una pierna.

 

Hemorragia inducida por heparina

Debido a que la heparina dificulta la coagulación de la sangre, puede causar sangrado abundante o moretones con mayor facilidad. En raras ocasiones, el sangrado también puede ser más prolongado de lo habitual e incluso fatal. Por lo tanto, las pruebas periódicas de coagulación de la sangre son imprescindibles. Tener estas pruebas programadas ayudará a su médico a decidir si debe tomar heparina. Cuando tome heparina, no debe usar este medicamento si no puede hacerse pruebas periódicas de coagulación de la sangre.

Durante y después de la interrupción del uso de heparina, puede ocurrir sangrado. El sangrado es más común en los ancianos, especialmente en mujeres mayores de 60 años. La heparina también puede causar sangrado interno.

 

Interacción farmacológica con heparina

El uso de heparina junto con algunos medicamentos, como la aspirina u otros medicamentos antiinflamatorios no esteroideos (AINE), puede aumentar el riesgo de hemorragia. Estos medicamentos incluyen:

Ibuprofeno;
naproxeno;
celecoxib;
diclofenaco;
indometacina;
ketoprofeno;
Ácido mefenámico;
nabumetona;

 

Consulte a su médico acerca de tomar algunos medicamentos. Estos medicamentos incluyen:

Diluyentes de la sangre (warfarina, coumadin, jantavin);
El dipiridamol y el clopidogrel son fármacos antiplaquetarios.
hidroxicloroquina;
Suplementos de hierbas como el ajo ;
Flor de dedo;
tetraciclina;
Antihistamínicos

Medicamentos para reducir la heparina
Ciertos medicamentos pueden reducir los efectos de la heparina. Ejemplos incluyen:

digoxina;
antibióticos de tetraciclina como doxiciclina y minociclina;
Nitratos como isosorbida, mononitrato y nitroglicerina;
Antihistamínicos como la difenhidramina;
Nicotina

La heparina puede causar complicaciones si tiene ciertas enfermedades. Estas enfermedades incluyen:

Enfermedad del higado. enfermedad
renal
Antecedentes de ulceración o sangrado en el estómago. La heparina no debe usarse si tiene una úlcera estomacal activa. Si tiene una úlcera estomacal o está sangrando, este medicamento puede empeorarla. Asegúrese de consultar a su médico acerca de esto.

Asma o alergia al sulfito. Para algunas personas, el sulfito puede ser mortal. Algunos tipos de heparina contienen sulfito, así que pídale a su médico heparina sin sulfato.

durante el embarazo
El feto se ve afectado negativamente por la heparina en estudios con animales. Sin embargo, no se han realizado suficientes estudios sobre los efectos de la heparina en el feto humano. Consulte a su médico si está embarazada o planea quedar embarazada. Los conservantes sin heparina pueden ser mejores. Consulte a su médico inmediatamente si queda embarazada mientras toma heparina.

durante la lactancia
La heparina pasa a la leche materna y es absorbida por el bebé. Consulte a su médico sobre cómo alimentar a su bebé mientras toma heparina. La heparina contiene un conservante llamado alcohol bencílico, que no solo puede ralentizar el sistema nervioso de algunos bebés, sino que también puede causar problemas respiratorios y cambios en la composición química de la sangre. Los efectos son a veces fatales. Hable con su médico sobre el uso de heparina sin conservantes si está amamantando.

niños
No se han realizado estudios sobre los efectos de la heparina en los niños. Por lo tanto, la dosis recomendada se basa en la experiencia clínica. Los bebés deben recibir heparina sin conservantes. El alcohol bencílico contenido en la heparina puede causar efectos secundarios graves e incluso la muerte en los bebés.

ancianos
aumenta el riesgo de sangrado si tiene más de 60 años. Sin embargo, la heparina también aumenta el riesgo de sangrado. Como resultado, su médico puede comenzar su tratamiento con una dosis baja de medicamento.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

For security, use of Google's reCAPTCHA service is required which is subject to the Google Privacy Policy and Terms of Use.

I agree to these terms.